NORMALISTAS DE CAÑADA HONDA EXPULSAN A ALUMNA QUE DENUNCIÓ AGRESIONES
29 de Agosto de 2017

La encerraron en una torre obscura y con amenazas la obligaron a firmar su baja “voluntaria” para luego obligarla a salir del plantel mediante una persecución que la llevó a ocultarse en una parcela./

Fue rescatada por la policía municipal de Aguascalientes y llevada a la Comisión Nacional de Derechos humanos, en donde fue resguardad hasta la llegada de sus padres./

Su pecado fue denunciar públicamente las agresiones sufridas en la “Semana de Inducción” y ” Novatadas”./

   Aguascalientes, Martes 29 de agosto del 2017, La Verdad del Centro, “Mes nombrado en honor del emperador romano Octavio Augusto (Octavius Augustus).”

Redacción.-

La mañana de este martes, la joven Kassandra Anahí Vega Lara, estudiante de nuevo ingreso de la Escuela Normal Rural “Justo Sierra Méndez” ubicada en la comunidad de Cañada Honda, se comunicó vía telefónica a la redacción de La Verdad del Centro®; la joven notoriamente nerviosa, entre llantos solicitó auxilio para poder salir de esa comunidad, ya que se encontraba escondida al interior de una parcela que se encuentra kilómetros adelante de las instalaciones de esa normal, luego de que minutos había sido expulsada por alumnas del cuarto grado, quienes se hacen llamara las “Cuarteñas”.

Tras escuchar la agobiada voz de la estudiante, reporteros de La Verdad del Centro® se trasladaron a la comunidad de Cañada Honda, en donde luego de unos minutos de búsqueda se logró ubicar la parcela en donde la menor se encontraba escondida, tras huir de sus agresivas compañeras.

Con lágrimas en los ojos, el rostro desencajado y voz temblorosa Kassandra narró a estos reporteros los días de horror que vivió al interior de esa normal con “La Semana de Inducción”  y “las Novatadas”, en donde fue objeto de actos ofensivos y denigrantes que consistían en baños de agua helada, obligarla a revolcarse en el lodo, bañarse con desperdicios, ridiculizarla ante sus compañeras, impedirle dormir más de un hora al día, encerrarla en una torre, obligarla a correr kilómetros sin descanso e impedirle beber agua, entre otras muchas cosas más que afectaron su salud física y mental.

Agresiones que hoy llegaron a su límite con la expulsión de la estudiante de esa normal, a quién sus propia compañera de estudio encerraron en una torre obscura y con amenazas la obligaron a firmar su baja “voluntaria”, para luego obligarla a salir de ese plantel, mediante una persecución que la llevó a ocultarse en una parcela y todo porque sus padres se atrevieron a denunciar  públicamente las aberraciones de las que es objeto, todo esto ante la mirada ciega de las autoridades de esa normal y del Instituto de Educación de Aguascalientes.

Al ver la gravedad de los hechos, reporteros de este medio pidieron el apoyo de la policía municipal de Aguascalientes, a efecto de salvaguardar la integralidad de la menor, en tanto la joven se puso en contacto con sus padres quiénes se encontraban en el estado de Jalisco, por lo que vía telefónico la agobiada madre pidió el apoyo de estos reporteros para auxiliar a su hija y acompañarla a la Comisión Nacional de Derechos Humanos, a efecto de ser resguardada en tanto se trasladaban a esta ciudad de Aguascalientes.

Al arribar elementos de la Policía Municipal al lugar, de inmediato se trasladó a la estudiante vejada a las oficinas de la Comisión Nacional de Derechos Humanos en donde ya se encontraban los padres de la menor y quienes a su vez fueron recibidos por el titular de ese organismo Licenciado Francisco Valdez de Anda, quién luego de escuchar la versión de los ofendidos de inmediato ordenó se abriera la correspondiente queja e investigación, la cual aclaró, será remitida a la Comisión Estatal de Derechos Humanos, por ser de su competencia.

Posteriormente la estudiante junto con sus padres se trasladaron a las instalaciones de la Fiscalía Estatal, en donde fueron nuevamente atendidos por personal de la Dirección de Atención a Víctimas y Ofendidos del Delito, quiénes realizaron labores de asistencia legal para la presentación de la respectiva denuncia ante el Agente del Ministerio Público.

Cabe mencionar que durante el trayecto a la Comisión Nacional de Derechos Humanos, estos reporteros fuimos testigos de que por lo menos en tres ocasiones la menor recibió llamadas de normalistas “miembros del Comité” quienes la buscaban con desesperación para dar con su paradero, mientras la menor se encontraba aterrada por la situación, por lo que optó por no contestar el teléfono.

 

 

 

Visítanos:

en Twitter como @LaVerdadAgs

en facebook como La Verdad del Centro

Contacto: laverdaddelcentro@yahoo.com.mx

 



Ing. Rodolfo Franco
Rodolfo Franco

Editor de La Verdad del Centro

Etiquetas: NORMALES  AGUASCALIENTES  NOVATADAS    
Escribe tu opinion sobre esta nota.